¿Por qué no me escuchas? ¡Nunca me escuchas!

La escucha empática es un concepto que supone comprender a la otra persona a un nivel distinto de cómo normalmente solemos hacer. Ver las cosas a través del marco de referencia de cómo la otra persona las ve, comprender lo que siente y su esquema de pensamiento. Es algo que no es fácil aunque muchas personas crean poseer ésta competencia de la Inteligencia Emocional.

En ésta sociedad se está sobrevalorando ésta capacidad, cuando se habla de empatía hay que entenderla desde ésa posición de comprender los pensamientos y motivaciones específicos de otras personas de forma que pueda expresarse: “Sí, ¡es exactamente eso lo que estoy pensando!”. Cuando se conoce, se comprende y se acepta sin enfados por qué los demás actúan de la forma en qué lo hacen, aun a pesar de que no me guste lo que hacen.

 

escucha

 

Los pensamientos son los que generan el enfado y no el cómo se comporta la otra persona. Lo increíble es, que en el momento en que me voy dando cuenta y entendiendo a los demás y el por qué actúan así, voy abriéndome y cambiando mis pensamientos negativos generadores de mi ira. Si es tan sencillo eliminar los enfados con la empatía, ¿por qué la gente se molesta tanto todos los días? Hay que saber que ésta capacidad para ser empáticos es difícil de adquirir, como seres humanos, estamos atrapados en nuestras propias interpretaciones y percepciones y solemos reaccionar de forma automática ante los significados que le damos de lo que la gente hace.

Todo esto es un trabajo complejo y ni siquiera nos enseñan cómo hacerlo, por eso, te voy a sugerir que hagas un esfuerzo a partir de ahora y cambies tu perspectiva. Cuando comienzas a escuchar de forma empática, proporcionas “aire psicológico” a la otra persona, porque no se siente juzgada, manipulada, intimidada… y percibe que le comprendes en otro nivel, lo que verdaderamente le importa en ése momento y necesita. Por eso cuando haya ésa escucha empática ésa persona se abrirá y confiará en ti.

“A corto plazo es fácil entregar un par de gafas que te han sido útiles durante muchos años, pero a largo plazo reduce la        visibilidad para comprender a las personas de la forma en que lo necesitan”

 

Beatriz Muñoz
Sígueme

Beatriz Muñoz

Psicóloga por vocación, apasionada de mi profesión y exploradora del ser humano. Descubriendo cada día algo por lo que motivar a las personas para que saquen todo su potencial. Experta en Inteligencia Emocional, Coach y Formadora.
Beatriz Muñoz
Sígueme

Un pensamiento en “¿Por qué no me escuchas? ¡Nunca me escuchas!

  1. francisco laguna

    Al leerlo e entendido el porque de la ira de una persona hacia mi por cosas sin importancia, aun sabiendo que me queria y me lo demostraba no podía entender esos momentos de ira, solo le decía «intenta relativizar, que si lo analizas no es para ponerse como te pones» pero nada, es la causa por la que no estamos juntos aunque nos queramos.

    Responder

Deja un comentario